Contractura muscular del gemelo. Síntomas y tratamiento

En clínicas H3 tratamos de forma habitual lesiones como la contractura muscular del gemelo, que se produce tanto en personas deportistas como entre aquellas que no lo son.

Gestos habituales como dar un mal paso, el frío o un sobreesfuerzo del músculo puede provocar la aparición de la contractura del gemelo.

Nuestros profesionales fisioterapeutas llevarán a cabo el diagnóstico de la lesión y acompañarán al paciente en todo el proceso de recuperación, realizando los ejercicios terapéuticos apropiados.

En nuestras clínicas de fisioterapia en Madrid empleamos técnicas efectivas de vanguardia para el tratamiento de la contractura muscular del gemelo, como la diatermia, la masoterapia o la punción seca.

Contractura muscular del gemelo. ¿Cómo se produce?

La contractura muscular del gemelo es un tipo de lesión bastante común tanto entre personas deportistas como entre aquellas otras más sedentarias.

Aunque esta contractura nos limite nuestro día a día, se trata de un método de defensa de nuestro organismo para evitar que la lesión sea aún mayor.

Al provocar la contractura muscular del gemelo, nuestro cuerpo evita que esa zona tenga excesivo movimiento y así haya un mejor proceso de reparación.

Las causas principales de la contractura muscular del gemelo son:

  • El sobreuso o sobreutilización de los gemelos, por ejemplo si hacemos deporte en exceso y no le damos a nuestro cuerpo los descansos apropiados. O también si pasamos mucho tiempo de pie o caminamos durante un largo período de tiempo sin estar acostumbrados a ello.
  • El sobreestiramiento de los gemelos, que sucede sobre todo ante situaciones que no tenemos bajo nuestro control, por ejemplo al dar “mal paso”.
  • El frío, que hace que nuestra musculatura esté más entumecida.

Contractura en el gemelo y sus síntomas

El síntoma principal tras sufrir una contractura muscular en el gemelo va a ser el dolor.

Normalmente, este dolor lo notamos en cualquier momento, pero se hace especialmente intenso cuando solicitamos al músculo, es decir cuando provocamos una contracción.

De esta forma, si se prueba a ponerse de puntillas, se notará cómo el dolor aumenta hasta el punto de que puede que no se llegue a poder realizarlo.

Además del dolor, el otro gran síntoma que aparece es el aumento del tono muscular del gemelo.

Se genera una gran tensión en el músculo que limitará en gran medida la movilidad haciendo que el simple hecho de caminar sea complicado.

En relación con este aumento del tono muscular, se generan dentro del vientre muscular del gemelo bandas tensas, dentro de las cuales se pueden encontrar puntos gatillo, de los que hablamos en nuestro apartado referente a la punción seca.

Pedir cita
¿Problemas para concertar cita? Nosotros te llamamos

Introduce aquí tu teléfono de 9 dígitos

Tratamiento de la contractura del gemelo

En clínicas H3 estamos muy acostumbrados al tratamiento de la contractura del gemelo.

A continuación te explicamos las diferentes técnicas que empleamos, desde que aparecen los primeros síntomas hasta que se vuelve a recuperar la actividad habitual:

  • En las primeras fases, en las que hay inflamación y mucho dolor se emplea la diatermia, la cual nos permite empezar a estimular la regeneración de los tejidos sin riesgo de aumentar la inflamación, ya que trabajamos sin generar calor.
  • La masoterapia es otra de las técnicas que se emplean para ayudarnos a reducir el tono muscular.
  • La punción seca también forma parte de nuestro abanico de técnicas empleadas, ya que nos facilita la eliminación de puntos gatillo.
  • El ejercicio terapéutico, fundamental en una contractura del gemelo, ya que reduce el riesgo de que se vuelva a repetir esa contractura.

En el caso de los ejercicios terapéuticos es muy importante que se haga una progresión adecuada para que se comience con ejercicios de baja intensidad y se termine con ejercicios exigentes, preparando así a la musculatura para las demandas del día a día.

Contractura del gemelo. ¿Frío o calor?

Ésta es una de las grandes preguntas que se hace todo aquél que sufre una contractura muscular en el gemelo.

Además tiene una gran importancia, ya que facilita un mejor proceso de regeneración de los tejidos.

La respuesta es que hay que utilizar tanto el frío como el calor.

En las primeras 48 horas tras sufrir la lesión, es importante aplicar frío con dos objetivos:

  • el primer objetivo sería generar analgesia, es decir, reducir el dolor
  • el segundo objetivo sería controlar la inflamación.

Pasadas estas 48 horas, sería más conveniente aplicar calor, también con un doble objetivo:

  • por un lado para aumentar el flujo de sangre a la zona y mejorar la reparación del tejido
  • por otro lado para ayudar a reducir el tono muscular

Tratamiento de la contractura del gemelo en Clínicas H3

En nuestras clínicas de fisioterapia de Madrid podrás acudir a tratar tu lesión.

Nuestros profesionales fisioterapeutas examinarán tu contractura del gemelo y realizarán un diagnóstico ajustado, realizando el tratamiento más apropiado al tipo de lesión.

Contamos con el mejor equipo humano y los medios técnicos más avanzados para el tratamiento de este tipo de lesiones.

Reserva ya tu cita a través de la web o llamando a nuestros teléfonos de contacto.

Carlos Puche

Fisioterapeuta
Lesiones/rehabilitación
Pedir cita con Carlos

Consigue tu sesión de fisioterapia gratis...

Promoción Regalo sesión de fisioterapia en Clínicas H3 Madrid
¿Quieres una sesión de fisioterapia de regalo? Sin sorteos. Infórmate aquí.

Este sitio web utiliza cookies para una mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies